La FDI ha abogado por la inclusión de la enfermedad bucodental en la lista de enfermedades no transmisibles (ENT) para emprender acciones prioritarias en el marco de la ONU y la OMS.

Ante una Audiencia con la Sociedad Civil sobre las ENT, celebrada en la sede de la ONU en Nueva York, Jean-Luc Eiselé, Director Ejecutivo de la FDI, abogó por la ampliación de la lista actual, que incluye únicamente el cáncer, la diabetes y las enfermedades respiratorias y cardiovasculares.

Todas las patologías bucodentales tienen en común con las otras cuatro principales ENT una serie de factores de riesgo, como por ejemplo una dieta poco saludable (en particular, un elevado consumo de azúcares), el tabaquismo y el uso nocivo de las bebidas alcohólicas. Los profesionales de la salud bucodental deberían formar parte integrante de la solución en los ámbitos de prevención, diagnóstico precoz y tratamiento.

El Dr Eiselé hizo el llamamiento al intervenir en representación de la Campaña sobre las ENT de la Alianza Mundial de Profesiones de la Salud (WHPA), lanzada en mayo, antes de la 64a Asamblea Mundial de la Salud, en la que se advierte sobre la epidemia mundial de enfermedades no transmisibles.

A sus comentarios se añadió esa misma jornada una intervención desde la sala del Dr Habib Bensian, Director de la ONG “Fit for School International”, en el panel “Soluciones nacionales y locales para la prevención y el control de las ENT”, quien recordó a los panelistas que “la enfermedad más común en todo el mundo es la caries dental. Tiene gran impacto sobre las sociedades, los niños, y en todos y cada uno de nosotros …. no podemos olvidar las enfermedades bucodentales en el contexto de las ENT.”

En la intervención de la WHPA se recomendó adoptar un enfoque holístico ante las ENT, prestar la debida atención a los factores de riesgo comunes y promover el reconocimiento y la inversión en todos los trabajadores del sector de la salud.

Durante su alocución el Dr Eiselé destacó el papel fundamental que desempeñan los profesionales de la salud en la reducción de la carga que suponen las ENT en el mundo, a través de la promoción de la salud, la prevención de enfermedades, la atención sanitaria a los pacientes y su rehabilitación. Añadió que “para la WHPA el acceso a la atención sanitaria es un derecho humano, trátese de enfermedades agudas o crónicas, transmisibles o no.”

La Alianza Mundial de Profesiones de la Salud (WHPA) está integrada por la FDI, el Consejo Internacional de Enfermeras (ICN), la Federación Internacional Farmacéutica (FIP), la Confederación Mundial de Fisioterapia (WCPT) y a Asociación Médica Mundial (WMA). Entre las más recientes campañas de la Alianza está el llamado a la acción para luchar contra los peligros de los productos médicos falsificados, iniciativa lanzada en 2010 en respuesta a lo que considera “una grave amenaza a la salud pública y la seguridad de los pacientes en todo el mundo. “